Mundo Obrero

OPINIÓN

Cambiemos y la ideología del ajuste a la educación del pueblo

Mientras crece el malestar con el gobierno desde Cambiemos vienen anunciando más ajuste en educación. La izquierda junto a las agrupaciones clasistas y combativas impulsan asambleas de base y la coordinación de todas las luchas.

Jueves 15 de febrero | Edición del día

En el marco de la crisis abierta del gobierno luego del costo político que implicó la reforma previsional, tanto el gobierno nacional como los gobernadores vienen preparando nuevos ataques contra la educación pública y los trabajadores.

Macri y Vidal: enemigos públicos de los trabajadores de la educación

Hacia fin del año pasado en su portal ABC, la Dirección General de Cultura y Educación de la provincia de buenos aires viene anunciando que dejaría cesantes a miles de trabajadores de la educación que no estén recibidos. Ahora el gobierno provincial tuvo que hacer varios rodeos ante el repudio por los anuncios y el conflicto por paritarias que sigue escalando. El asunto es que basándose en la contradictoria Ley 13170 vigente desde el año 2005, el gobierno de Vidal planea el cese de docentes para el año escolar entrante.

En la mayoría de los distritos, los docentes de los listados oficiales (con títulos habilitantes) no alcanzan a cubrir todos los cargos necesarios de las escuelas donde asisten las familias obreras, por lo que son cubiertos sobre todo con estudiantes de profesorados que cuentan con un recorrido pedagógico y materias aprobadas de la carrera docente y también en parte por profesionales universitarios de distintas áreas ante la falta de becas de investigación y oferta laboral.

El problema de fondo es la precariedad con la que está sujeta la relación laboral de estos trabajadores con el estado y la falta de cargos de planta permanente. Es evidente que la variable de ajuste para el gobierno y Vidal es atacar la estabilidad laboral. En el caso de los docentes del Plan Fines la situación es más o menos similar en tanto a precarización y tiene su continuidad, aunque en otro contexto, con el gobierno anterior.

Debemos recordar que la misma gobernadora ordenó la disolución del organismo de construcción y refacción de escuelas; la UEP (Unidad Ejecutora Provincial), dejando no solo a los trabajadores en la calle, sino también sin llevar a cabo los proyectos de reparación y creación de nuevas escuelas.

Desde ese mismo portal “ABC”, Vidal impulsaría un intento de desafiliación masiva de los trabajadores de la educación de los sindicatos docentes. A Cambiemos evidentemente le preocupa que la organización de los trabajadores sea un impedimento para sus planes de ajuste. Es por eso que el gobierno nacional anuló por decreto la paritaria nacional docente, por un lado para aislar a los docentes en una negociación con cada provincia y por otro lado para llevar la discusión salarial a un porcentaje a la baja para que este sea el techo salarial para el resto de los trabajadores.

Como si esto fuera poco Vidal arremete contra las trabajadoras y trabajadores de la educación de la provincia proponiendo un aumento en el salario del 15 % en cuotas y sin cláusula gatillo, amenazando con descuentos y presentismo para desgastar y dividir a los docentes, atacando a los sindicatos y el derecho a huelga.

El aumento está muy por debajo de la inflación y dejaría al salario básico por debajo de la canasta familiar, lo que dificultaría cubrir los gastos de transporte que han aumentado recientemente, necesarios para ir de escuela en escuela ya que por la situación económica muchos docentes se ven obligados a tomar muchas horas en distintas escuelas, lo que termina afectando a la educación ya que es necesario contar con un salario que cubra la canasta familiar para poder dedicar tiempo a preparar y planificar cada clase, corregir, llevar a cabo un seguimiento personalizado de los alumnos y actualizarse en los contenidos y procedimientos pedagógicos mediante cursos de capacitaciones.

Te puede interesar: Docentes primer round de Vidal y Macri pensando en el conjunto de las paritarias

Por eso desde la Agrupación Marrón y la Corriente Nacional 9 de Abril se propone trabajar 4 horas frente al aula y 2 para corregir, planificar y capacitarse, es decir trabajar 6 horas con un salario igual a la canasta familiar; además de plantear un aumento del presupuesto educativo a partir del quite de subsidios a la educación privada y religiosa y sobre la base de impuestos progresivos a las grandes fortunas, a terratenientes y empresas, a las grandes propiedades ociosas, al juego y del no pago de la deuda externa.

Entre tanto desde el ejecutivo anunciaron el cierre de 29 institutos de formación docente en la Ciudad para la creación de una Universidad para docentes, argumentando con que la desmotivación principal de que no se anoten a los profesorados es por el valor del título, omitiendo los intentos de desprestigio que los docentes han sufrido de parte del gobierno con maniobras como “los docentes voluntarios” a principios del 2017 y, actualmente, las dificultades para la preinscripción online de los profesorados, entre otras cosas. La lucha contra el cierre de los profesorados en CABA comenzó con asambleas interclaustro de docentes y alumnos y desde ese momento se han realizado distintas convocatorias como la feria en contra de la demolición del IES “Juan B. Justo” y una marcha el 29 de diciembre frente al Ministerio de Educación. Este proyecto se intentó en un principio implementar el 8 de diciembre del año anterior pero por las marchas realizadas, la Legislatura de la Ciudad decidió posponerlo para el 2018.

Te puede interesar: Terciarios CABA rechazo a la Universidad de Maestros

El gobierno viene debilitado debido al malestar generalizado luego del brutal ataque a los jubilados y por los despidos, por eso tuvo que recalcular sus planes de ajustes, ya que donde hay ataques hay respuesta del mov. obrero, lo que marca una nueva situación política.

Unidad de los trabajadores, coordinación y plan de lucha

Para defender a la educación pública y los puestos de trabajo es necesaria la participación del conjunto de los trabajadores de la educación y estudiantes. Para eso los sindicatos docentes tienen que ponerse en función de convocar a la más amplia participación con docentes suplentes, titulares, del Plan Fines, y estudiantes para así desarrollar de conjunto un plan de lucha por la educación pública, llamando para ello a asambleas de afiliados y no afiliados en cada escuela y distrito y poner en movimiento la fuerza de cientos de miles para confluir con el resto de los trabajadores en lucha.

Abundan los discursos pero en los hechos se comprueba que tanto el Frente Renovador como el FPV y Unidad Ciudadana legitiman el ajuste y lo llevan adelante en cada provincia donde gobiernan, lo mismo sucede a la hora de aprobar a mano alzada los presupuestos miserables para educación y salud, mientras su dirigentes ganan fortunas por sus cargos políticos.

El movimiento obrero junto a las organizaciones de izquierda, como el PTS en el Frente de Izquierda, demostraron con las históricas jornadas de lucha del 14D y el 18D que hay fuerzas para derrotar el ajuste y que la política se define en las calles.

Te puede interesar: En asambleas nuevos sectores votan ser parte del encuentro de trabajadores del 17F

En ese sentido la lucha contra la reforma previsional le abrió una crisis al gobierno, de lo que se trata ahora es que los trabajadores discutan y voten en cada lugar de trabajo y organismos de trabajadores, un plan para la acción que ponga por delante los intereses del pueblo trabajador y se proponga unificar y coordinar todas las luchas.

* Escriben: Cristian Galvan, Natalia Gómiz y Fabian Teruya







Temas relacionados

Educación   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO