Sociedad

ACTUALIDAD

Buscan reformar la Ley Nacional de Sida

Presentaron proyectos para crear una nueva Ley de VIH, Hepatitis Virales y Enfermedades de Transmisión Sexual.

Martes 4 de octubre de 2016 | Edición del día

Al menos dos proyectos buscan introducir reformas a la Ley Nacional de Sida sancionada en el año 1990. Uno comenzará a discutirse en la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados mientras el otro se presentará ante la Comisión de Salud de la Cámara de Senadores.

Ya en diciembre de 2014, diferentes organizaciones de personas que viven con VIH, la Dirección Nacional de Sida, la Organización Panamericana de la Salud entre otras se reunieron para plantear la necesidad de reformar la Ley Nacional de Sida.

El primero de los proyectos fue elaborado principalmente por la Dirección Nacional de Sida y Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) del Ministerio de Salud de la Nación a cargo – hasta hace pocos días – de Carlos Falistocco con la colaboración de cerca de 40 organizaciones de personas que viven con VIH o que trabajan sobre la temática, que se reunieron en Buenos Aires e intercambiaron por diferentes medios. Este proyecto de ley cuenta con las firmas de algunos diputados del Frente Para la Victoria como Barreto Jorge Ruben, Pedrini Juan Manuel y Mendoza Sandra Marcel.

Esta iniciativa incorpora como eje central la intervención de las personas seropositivas y sus organizaciones ante diferentes instancias creando una Comisión Nacional de VIH, Hepatitis virales y ETS. Dicha comisión estará integrada por agencias estatales, organizaciones de personas que vivan o tengan trabajo sobre VIH y ETS, sociedades científicas siendo las y los seropositivos mayoría dentro de la misma. A su vez, según este proyecto, la comisión deberá contar con una asignación presupuestaria, buscando garantizar que haya representantes de todo el país. La comisión será encargada de definir políticas públicas, incluyendo las directrices de prevención, diagnóstico, tratamiento y asistencia en materia de VIH, sida, Hepatitis virales y Enfermedades de Transmisión Sexual.

Por otro lado, según el proyecto presentado ante la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, busca que se promuevan “instancias de apoyo y asistencia legal gratuitas a las personas que viven con VIH, sida, Hepatitis virales y ETS y su entorno que hayan sido discriminadas, vulneradas o criminalizadas por la sola condición de la infección”, así como el desarrollo de programas que apoyen la adherencia a los tratamientos. También establece que se declara de interés nacional a los medicamentos, vacunas y productos médicos para el tratamiento de VIH, por Hepatitis Virales y ETS, como a la investigación y el desarrollo de tecnologías locales para la producción pública nacional de dichos insumos.

La iniciativa también establece el carácter obligatorio de la consejería pre y post test, en forma individual y con participación prioritaria de personas con VIH y Hepatitis B y C. Estos test deberán ser realizados de forma voluntaria (contando con el consentimiento de la persona que lo solicite), gratuita, confidencial, universal (toda persona que lo solicite puede realizarse el test) y realizada en un marco que garantice la correcta vinculación de la persona diagnosticada con los sistemas de salud.

Este proyecto establece que las autoridades sanitarias deben reconocer la diversidad cultural y la identidad de los públicos originarios en la aplicación de la ley.

Finalmente busca crear un Fondo de Fortalecimiento de Organizaciones de Personas con VIH y Hepatitis como forma de garantizar el cumplimiento de la ley. La iniciativa establece que el Fondo tendrá un presupuesto no menor al 1% del presupuesto de la autoridad de aplicación y será financiado con el presupuesto anual y los fondos recaudados a partir de las multas que se sancionen por el incumplimiento de lo establecido.

El segundo proyecto presentado fue elaborado por un Foro de Activistas que según sostienen se fue construyendo federalmente. “Se sumaron ONGs de un montón de lugares. Se hicieron cuatro reuniones: en Venado Tuerto como el centro del país, en Bariloche por el sur, en Salta para el NOA y en Corrientes para el NEA”, afirmó una de las activistas.

Esta iniciativa incorpora que se deberá garantizar la profilaxis post exposición en todos los casos que sea requerida, con proscripción médica. Esta profilaxis se otorga a aquellas personas que hayan vivido una situación de riesgo como forma de prevenir nuevas infecciones y enfermedades.

Ambos proyectos contemplan medidas que tiendan a la formación en materia de VIH y Enfermedades de Transmisión Sexual tanto en el sistema sanitario como dentro de las instituciones educativas contempladas por la Ley de Educación Sexual Integral (Ley N° 26.150). También contemplan la prohibición de los test pre-ocupacionales y los derechos de las y los trabajadores a no ser obligados u hostigados a realizarse el test o vivir situaciones de discriminación por su estado serológico.

A su vez ninguna institución educativa podrá solicitar pruebas sobre VIH, Hepatitis virales o ETS a estudiantes, postulantes o cualquier integrante de la comunidad educativa. Tampoco se podrá obligar a las personas privadas de su libertad o a sus visitas a realizarse las pruebas de diagnóstico de VIH, hepatitis virales o ETS, garantizando también el desarrollo de políticas de prevención, tratamiento y asistencia sobre el tema.

Si bien explicitan estos casos particulares, ambas iniciativas establecen que en ningún caso se podrá obligar a las personas a informar o declarar su estado serológico y/o divulgar datos que identifiquen a una persona con el VIH, respetando el derecho a la confidencialidad. Se establece así un código identificatorio que ya se encuentra funcionando para diferentes fines, exceptuando a aquellas personas que soliciten utilizar sus datos personales.

Los dos proyectos establecen como obligatorio el ofrecimiento del test de VIH en toda consulta médica, así como la obligatoriedad de la detección del VIH, Hepatitis Virales y ETS y de sus anticuerpos en la sangre humana destinada a transfusión, elaboración de plasma, en los donantes de órganos, tejidos y similares.

También buscan que se establezcan medidas para garantizar los controles sobre la temática durante el embarazo, parto y lactancia como forma de evitar nuevos casos de “transmisión vertical”, de madre a hijo o hija, que puede darse en diferentes situaciones.

Estas iniciativas buscan abrir un debate sobre la situación presente en las personas que viven con VIH, Hepatitis Virales o Enfermedades o Infecciones de Transmisión Sexual, buscando evitar que se sigan vulnerando sus derechos, así como avanzar en nuevas conquistas. Debate que se realiza luego de 26 años de haberse aprobado la ley 26.798 titulada de “lucha contra el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida)” y el decreto reglamentario correspondiente.

Resulta claro que de aprobarse una reforma, no va a resolver la estigmatización y discriminación social que sigue existiendo producto, en parte, por la falta de información y prevención de las diferentes infecciones de transmisión sexual a nivel social. Esto puede verse en el hecho de que a 10 años de haberse aprobado la Ley de Educación Sexual Integral, esta sigue sin implementarse en la mayoría de las escuelas.

Sin embargo que se apruebe una modificación a la Ley Nacional de Sida y se ponga en debate esta realidad resulta un avance en la conquista de nuevos derechos. Esto se puede dar producto de la discusión, la visibilización y la lucha desarrollada por las personas que viven con VIH, Hepatitis Virales y ETS desde hace varios años.

Esta iniciativa tiene que hacer frente a la desidia de parte de los diferentes gobiernos que nada han hecho sobre la temática. Desidia que se da en esta situación bajo el gobierno de Macri, cuestionado fuertemente por los faltantes de medicación, insumos y materiales de prevención en materia de Enfermedades e Infecciones de Transmisión Sexual.

Te puede interesar: VIH/Sida: siguen jugando con nuestra salud

Esta discusión también estará presente en el Encuentro Nacional de Mujeres que se realizará el próximo fin de semana en la ciudad de Rosario donde hace años funciona una comisión sobre “Mujer y VIH”. Allí puede ser un puntapié para fortalecer la organización y visibilización de estas problemáticas y debatir sobre la necesidad de conquistar una nueva ley de VIH, Hepatitis Virales y ETS.

Te puede interesar: XXXI Encuentro Nacional de Mujeres

Es claro que la única forma en avanzar en una importante conquista para las personas que son oprimidas por vivir con VIH, Hepatitis Virales o ETS es con la organización y la lucha en las calles exigiendo que se garanticen sus derechos así como que se apruebe una reforma de la ley acorde a sus necesidades.






Temas relacionados

HIV   /    Salud   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO