Mundo Obrero

Lucha Obrera

Bolívar: resistencia en Aceitera Oleaginosa Huanguelen

29 de enero de 2005: el director Municipal de la Producción del municipio, adelantaba al diario local que en marzo comenzaría a funcionar la fábrica aceitera en el flamante Parque Industrial de San Carlos de Bolívar. Hoy los trabajadores cuentan su historia, y la del conflicto que están protagonizando.

Sábado 6 de enero | Edición del día

Se generaría trabajo en forma indirecta; "hay que pensar que habrá un flujo permanente de camiones, tanto los que vienen con el cereal como los que llevan el expeller, el aceite, todo lo que la fábrica produce; se incrementarán las ventas de combustible en las estaciones de servicio”. “Creo que esta fábrica será muy importante”, opinó el funcionario comunal en aquellos días e indicó, “sobre todo teniendo en cuenta que en Bolívar desde hace muchos años se trató de que se radicaran industrias importantes y no se logró, y bueno en este momento esas posibilidades se están dando.”

En enero de 2018 el panorama ha “cambiado”. Se llega al parque industrial desde el pueblo tomando una de las avenidas que forman el cuadrado urbano, luego la salida a la ruta 65 ,a mano izquierda delante de un monte el remisero me señala el edificio de la aceitera. Adelantamos unos metros hacia la entrada y allí a la sombra de los árboles un grupo de hombres sentados en el pasto, nos miran en una sola mirada silenciosa, triste pero con la fuerza del que no tiene más que ganar, porque para perder ya le han quitado todo.

Todo comenzó por distintos atrasos de las quincenas de diciembre, del aguinaldo sumados a un acuerdo firmado de una deuda del 2015 del cual faltaba la última cuota y se terminaba . Cuenta Juan, uno de los delegados: "el día 22 la fábrica paró por falta de solvente que es uno de los insumos más importantes junto a la soja , así que pararon la fábrica, les hicieron un adelanto de 10000 pesos cuando tendrían que haber cobrado desde 35 a 40000 pesos. Debido a estos atrasos reunidos en asamblea todos los compañeros decidieron no hacer tareas de mantenimiento como limpieza, cortar pasto, a partir del 23 diciembre. Pero sí concurrir a la fábrica a cuidarla en horario habitual. Estuvieron así una semana y lamentablemente ( la voz de Juan se aprieta entre los dientes) con el día 29 de diciembre llegaron los 22 despidos, a los 22 operarios, o sea a los 21 de planta y a un administrativo. Así que desde ese día decidieron no abandonar la fábrica, en reclamo “de lo que nos corresponde, nada del otro mundo” remarca el delegado, solo al pago “nada más que de diciembre”, ya que hay otra deuda de 130, 120 000 pesos con la empresa. Como la fábrica entró en concurso la deuda fue a concurso de acreedores, pactado para julio de este año. En los despidos justifican que la fábrica tuvo pérdidas económicas a raíz de la medida que tomaron cuando estaba parada por sus dueños desde el 22 así que si no produce no hay pérdidas.

Los trabajadores van a seguir sosteniendo sus reclamos sin abandonar la lucha. En primera medida exigen la reincorporación de todos los compañeros. De ninguna manera van a aceptar que dejen a alguno afuera, como se pretendía en las primeras negociaciones .Desde el 29 están en el lugar. Las negociaciones empezaron el día miércoles 3, “justo por la fecha de fin de año aprovecharon”. Del miércoles pasó a un cuarto intermedio para ayer jueves , ayer se reunieron a la mañana, y bueno que “esperaran que estaba frenada la negociación por lo económico”. “Juegan con el desgaste con la necesidad, ya hace 20 días que agarraron los 10000 pesos hay familias, alquileres. Agradecen el apoyo al sindicato de aceiteros. Del resto, locales, “se han acercado el intendente, el intendente anterior, abogados del municipio, algunas agrupaciones, particulares.

Apago el grabador, saco un par de fotos, nos despedimos. Algunas frases recorren los saludos. “Ni matafuegos hay”. “El encargado nos re traiciono.”. “Mirando para atrás venia armándose todo, esperaron el peor momento, fiestas aguinaldos, vacaciones.” Uno de ellos jovencito 28 años me alcanza hasta el pueblo: “Diez años hace que trabajo, entré con 18”. Le propongo algún fondo para las familias.

Quienes bancamos a estos trabajadores, como quien escribe estas páginas, vamos a acompañar esta lucha porque la unidad de la clase obrera es la que va a lograr torcer este plan de ajuste de los empresarios junto a la complicidad del Estado.








Temas relacionados

Lucha obrera   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO