Géneros y Sexualidades

ACTUALIDAD

#BellezaPorUnFuturo: es lo que ofrece Cambiemos para las jóvenes pobres

La ministra de Desarrollo Social presentó un programa para que las jóvenes de sectores vulnerables aprendan peluquería y maquillaje como salida laboral.

Viernes 4 de noviembre de 2016 | Edición del día

Carolina Stanley, actual ministra de Desarrollo Social de la Nación, anunció con bombos y platillos lo que en su visión es una excelente idea de inserción laboral para aquellas mujeres jóvenes pobres y de sectores marginados a las que solo se les puede ofrecer un “trabajo manual, sencillo y fácil de aprender”.

Con el nombre de “Belleza por un Futuro”, Stanley lanzó junto con la empresa de cosmética L’Oreal este plan, que, en su concepción, puede generar un empleo de calidad. Ella misma en su cuenta de Twitter escribió: “Acompañamos a las primeras 30 alumnas que hoy comienzan a capacitarse, crecer y soñar con una profesión”.

La pregunta que no se puede eludir ante el anuncio de este plan es por qué la ministra supone que es mejor darle a estas mujeres jóvenes y de los sectores más vulnerables cursos de maquillaje y peluquería y no la posibilidad de continuar con sus estudios.

Si tenemos en cuenta cuál es la política en materia de educación y temas de género que tiene el gobierno del cual es parte Carolina Stanley, quizás podamos acercarnos a la respuesta.

La desarticulación de numerosos programas relacionados con temas de género y la falta de inversión en educación pública, sumado a estos parches que el PRO denomina “programas” evidencian cual es el lugar que para ellos tienen las mujeres en su conjunto y las de sectores vulnerables particularmente.

Stanley reproduce un estereotipo que ubica a la mujer en un oficio relacionado con la belleza, que estigmatiza a las mujeres jóvenes y pobres, pero además la idea que subyace es que la gran parte de las mujeres están destinadas a tareas menores y que sus temas de interés siempre están relacionados con lo estético.

Si a algo nos acostumbramos en estos meses de gobierno de Cambiemos es que, como si estuvieran al frente de una Sociedad Anónima, todos sus lanzamientos están esponsoreados por una empresa privada. En este caso la multinacional L’Oreal es la que tomando la bandera del altruismo más puro y estará a cargo de los cursos de peluquería y maquillaje.

Si tomamos como antecedente el nefasto plan de “Primer empleo” con Mac Donalds, inquieta al menos pensar cual será la contraprestación ofrecida en este caso por Carolina Stanley.

Te puede interesar: Solicitan a Vidal dar marcha atrás con la penalización del aborto no punible

Con este programa el Estado facilita un futuro puesto de trabajo que en la práctica es una tarea altamente precarizada, con sueldos en negro y en muchos casos donde cobran solamente por cliente atendido.

Por lo tanto asegurar que lo que el gobierno está promoviendo a través de su Ministerio es una política pública que apunta a solucionar la precarización laboral y el desempleo que enfrentan miles de mujeres en la Argentina es cuanto menos cínico.

Las mujeres han demostrado durante este año que tienen la capacidad para organizarse y salir a la calle para impedir que se sigan vulnerando los derechos más elementales como lo son por ejemplo el derecho a decidir sobre su propio cuerpo, o la visibilización de los distintos tipos de violencia a los que deben enfrentarse a diario.

Continuar sosteniendo estereotipos que colocan a la mujer en un lugar que además de estigmatizarla favorecen la precarización laboral también es violencia.







Temas relacionados

Cambiemos   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO