Política

ACTUALIDAD

Bajo la excusa de la “violencia política”, el Gobierno refuerza medidas represivas

Frente al creciente reclamo por la aparición de Santiago Maldonado, la respuesta del Gobierno fue enviar directivas a las fuerzas represivas del Estado para "reforzar la seguridad".

Miércoles 30 de agosto de 2017 | 11:43

El viernes se cumple un mes de la desaparición de Santiago Maldonado y se prevee una masiva movilización a Plaza de Mayo y las principales plazas del país exigiendo su aparición con vida.

A lo largo de estos treinta días, el Gobierno ha venido construyendo su propio relato para desviar el eje de la discusión. Lo que intentan ocultar es que Santiago Maldonado desapareció el 1 de agosto en medio de una represión de Gendarmería encabezada por el segundo de la ministra de Seguridad, Pablo Noceti. Y que hasta ahora, el Gobierno no ha logrado dar una explicación creíble, sino más bien -sin una investigación clara- acusar al desaparecido, a los pueblos mapuches y a todos aquellos que denuncian la desaparición forzada.

Frente al creciente reclamo por la aparición con vida de Santiago, la respuesta del Gobierno del "diálogo" fue enviar directivas a las fuerzas de "seguridad" (incluyendo a la cuestionada Gendarmería) para extremar las "medidas de prevención" ante el "aumento de la violencia política".

Te puede interesar: Gendarmería Nacional, fiel a su rol represivo a lo largo la historia

La medida tendría lugar a raíz de una convocatoria por las redes sociales a "una semana de agitación del 25/8 al 2/9". Cuando el periodista Luis Majul le preguntó a Patricia Bullrich si identificaron a los convocantes, la respuesta de la ministra de Seguridad fue tajante. "No, no están detectados", sostuvo y, con tono poco creíble, prosiguió afirmando: "nosotros no hacemos inteligencia interna".

Las directivas enviadas comprenden un refuerzo de la custodia y controles en instituciones estatales, organismos públicos, bancos, empresas, fuerzas de seguridad, domicilios y familias de funcionarios y empresarios, según informa La Nación.

El relato del Gobierno: todos son terroristas

El Gobierno que comandó -no por primera vez- una feroz represión sobre los pueblos mapuches que reclaman por sus tierras, intenta pasar de victimario a víctima.

Según Bullrich, "hay violencia política". Entre sus visitas por los principales canales de televisión, la ministra sentenció: "preocupa que quieran generar una ingobernabilidad cuando no pudieron con las marchas ridículas [en referencia a la movilización de la CGT]".

Pero eso no es todo. En la reunión de Gabinete de ayer, la ministra de Seguridad presentó un informe con los "avances" en la causa de Santiago Maldonado (hasta ahora ninguno de esos "avances" han tomado carácter público). Y luego sostuvo tener informes de contactos entre grupos anarquistas argentinos y chilenos. Tampoco brindó mayor información al respecto.

Hace semanas, con el informe de Lanata de por medio, el Gobierno acusa a los mapuches de "terroristas" y habla de ataques que, según su versión, habrían sido perpetrados por la organización Resistencia Ancestral Mapuche (RAM).

Pero además de criminalizar la lucha de los pueblos originarios, aprovecha la situación para fortalecer su faceta represiva y la persecución política. Para ello apela a un discurso que habla de "grupos extremistas" en el país. Un discurso que poco tiene que envidiarle a los que se esbozaban en los setenta para justificar el terrorismo de Estado.

Para Bullrich habría "violencia política" en el país por algunos sucesos poco claros de "incidentes" aislados. Los ejemplos para la flamante ministra serían hechos que parecen más opereta de servicios del Gobierno que de los manifestantes auténticos que se movilizan por Santiago Maldonado.

La "violencia política" de la que habla Bullrich no sería la que llevan adelante los efectivos de las fuerzas públicas. No se trataría de aquellos gendarmes que, como se observó en un video de la represión, tiraban a mansalva contra los manifestantes, mujeres y niños en medio. No. Para el Gobierno de la CEOcracia, los violentos son los que reclaman por una persona que desapareció en una protesta social.

A pesar de la campaña montada por el Gobierno y los principales grupos mediáticos, este viernes decenas de miles saldrán a las calles a reclamarle al Gobierno que dé explicaciones y diga dónde está Santiago Maldonado.

También podés ver: A pesar de las nuevas maniobras del Gobierno, crece el reclamo por Santiago Maldonado







Temas relacionados

Santiago Maldonado   /    Cambiemos   /    Patricia Bullrich   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO