Géneros y Sexualidades

NIUNAMENOS - BAHÍA BLANCA

Bahía Blanca: estremecedor caso de abuso sexual

Haces unos días, en Bahía Blanca, amanecimos con una noticia conmovedora: una chica de 14 años que fue a la casa de un hombre en busca de trabajo fue víctima de un brutal ataque sexual

Daniela Rodriguez

Docente y delegada Suteba | Bahía Blanca

Martes 28 de febrero de 2017 | Edición del día

Fotografía de la movilización exigiendo aparición con vida de Jocelyn

La adolescente de 14 años (identidad reservada a pedido de su familia) había publicado en Facebook que buscaba trabajo limpiando casas. Una oferta de trabajo de José Marcelo Vera, de 36 años, la acercó hasta su casa. Una vez allí, Vera mostró sus verdaderas intenciones.

La golpeó y también abusó de ella. Ella se defendió y pudo escapar.

Una vez en la calle pidió auxilio y con los datos que le aportó a la policía, su captor quedó detenido. José Marcelo Vera se negó a declarar ante el fiscal Del Cero y fue trasladado a la comisaría de Patagones, quedando a disposición de la UFIJ Nº 14. La menor fue trasladada al Hospital Interzonal General de Agudos Doctor José Penna.

Otra vez los medios, otra vez La Nueva demonizando a las víctimas

El diario local La Nueva, como ya nos tiene acostumbrados, nuevamente abrió una línea discursiva reaccionaria y misógina haciendo responsable a la propia víctima de su abuso.

“La adolescencia está tan porfiada...”, así tituló La Nueva la nota sobre el caso de la chica. Una frase que si bien fue planteada por la madre de la víctima fue sacada de contexto. Tanto el título como toda la nota giran en torno a culpabilizar a la adolescente.

La responsabiliza de su abuso por el manejo de las redes sociales, por su tozudez, por su rebeldía, en definitiva por ser mujer.

Como ya sabemos y hemos denunciado en varias oportunidades, los medios hegemónicos juegan un rol importante a la hora de reproducir un discurso patriarcal colaborando a la formación de un sentido común machista y misógino. En ese sentido, La Nueva es un periódico que cumple al pie de la letra su “tarea disciplinadora”

No es un hecho aislado

El caso de la menor de 14 años viene a sumarse a un caso reciente vivido en nuestra ciudad. Hace poco menos de un mes,Jocelyn Escobar Salas (14) nos encontraba en las calles exigiendo su aparición con vida. Es que había desaparecido el 3 de febrero y tras la movilización de decenas de personas por el centro de la ciudad, finalmente apareció en la localidad de Cinco Saltos, provincia de Río Negro el 9 de febrero. La adolescente había sido secuestrada y llevada hasta allí por Daniel Barja Mamani de 28 años. Por su parte, la niña, declaró, el 13 de febrero, que fue engañada por el hombre con el que se fue de Bahía Blanca.

Una semana atrás, el fiscal Mauricio Del Cero confirmó que a Jocelyn la abusan desde hace varios años e indicó que Barja Mamani está acusado de abuso sexual gravemente ultrajante, privación de la libertad y corrupción de menores.

No son casos aislados, los abusos y violaciones, aumentan cada día como las denuncias por violencia de género. La situación de las mujeres en Argentina es alarmante: en lo que va del 2017, ya se cuentan 57 femicidios, es decir que cada 18 horas una mujer es asesinada solo por ser mujer. Sin embargo, sabemos que el femicidio es el último eslabón de una larga, muchas veces invisibilizada, cadena de violencias que sufrimos las mujeres a diario.

“Al Estado no les importan nuestros hijos. A ellos no les importa nada”

El 25 de febrero, luego de enterarse del engaño y abuso sexual de la adolescente de 14 años, Mónica Cid, mamá de Micaela Ortega (12), víctima de femicidio en el 2016, planteó en un artículo en La Nueva que “Es un golpazo tras otro, desde lo de Jocelyn hasta esto no ha pasado nada de tiempo, como tampoco lo de `Mica´”.

Por su parte, reclama la urgente intervención del Estado para evitar nuevos casos de delitos sexuales contra menores a través de las redes sociales.

También sostuvo que, “son cada vez más complicados los casos y a la vez no tenemos respuesta del Estado, porque Facebook sigue sin contestar. Con nosotros no lo hizo y hubo una muerte de por medio”. Y continuó “Al Estado no les importan nuestros hijos. A ellos no les importa nada”.

¡Que este 8 de marzo el mundo se estremezca!

Por Mica, por Jocelyn, por todas las víctimas de femicidio, de abuso sexual, de trata de personas tenemos que parar todas y todos y tomar las calles para el mundo se estremezca, para que el mundo escuche nuestro grito desgarrador y esperanzado al unísono: ¡Basta de abusos, basta de femicidios, NiUnaMenos, vivas y libres nos queremos!

Desde Pan y Rosas Bahía Blanca, a la vez que exigimos a las centrales sindicales un paro nacional activo en el marco del ParoInternacionalDeMujeres que garantice que todas y todos podamos movilizarnos y participar de este día histórico, te invitamos a organizarte con nosotras para que el 8 de marzo seamos parte de las y los cientos de miles que estaremos en las calles.







Temas relacionados

#ParoInternacionalDeMujeres   /    Juventud    /    Alerta de Violencia de Género   /    #NiUnaMenos   /    Abusos sexuales   /    Violencia hacia las mujeres   /    Pan y Rosas   /    Provincia de Buenos Aires   /    Bahía Blanca   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO