Política

LIBERTADES DEMOCRÁTICAS

Avance contra derechos democráticos: fuerzas de seguridad podrán pedir DNI en los trenes

Una resolución del Ministerio de Seguridad comandado por Patricia Bullrich permite a la Policía y otras fuerzas de seguridad detener personas para pedirles identificación. Así fue el operativo policial hoy por la mañana en Retiro.

Jueves 3 de octubre | 17:00

Ph Gloria Pagés

A partir de la resolución 854/2019, publicada en el Boletín Oficial este jueves, del Ministerio de Seguridad se oficializó una medida, tomada en conjunto entre Patricia Bullrich y Guillermo Dietrich (ministro de Transporte) junto al jefe de la Policía Federal Néstor Roncaglia, para que la fuerza comandada por este último, la Gendarmería y la Prefectura puedan detener a cualquier pasajero para pedirle documentación personal.

Hoy por la mañana Bullrich en persona hizo su show rodeada de funcionarios y del Jefe de la Federal y policías que pedían y scaneaban los DNI de pasajeros que bajaban del tren.

Resolución ministerial: fuerzas de seguridad podrán pedir DNI en estaciones de tren by La Izquierda Diario on Scribd

Según se explica en la resolución, el programa del Gobierno tiene por objetivo identificar a aquellos sobre los que podría pesar una “medida restrictiva de carácter judicial”. A partir de este nuevo marco las fuerzas de seguridad podrán tomar “los recaudos y facultades de control que le son propias en zonas de ingreso, egreso, tránsito y/o permanencia de personas que usan el transporte público en trenes de pasajeros”.

Por el momento el programa se implementará en las estaciones de Retiro y Federico Lacroze y es extensiva tanto a los efectivos de la Policía Federal como a la Gendarmería Nacional y Prefectura.

Si bien la medida se oficializó este jueves, las fuerzas de seguridad ya venían aplicando estos métodos desde hace un tiempo: en los últimos años los efectivos policiales comenzaron a hacer operativos para detener colectivos interurbanos para pedirles el DNI a los pasajeros, mismos métodos que se aplican en distintos lugares de la provincia donde la policía detiene arbitrariamente a cualquier transeúnte para pedir documentación. Métodos calcados de los años de la última dictadura.

Te recomendamos: La Policía de Vidal exige DNI a los pasajeros de colectivos

Antecedentes

Para nueva medida reaccionaria, Patricia Bullrich desempolva el “caso Vera", en el cual se discutió la facultad policial para demorar personas por portación de cara para pedir DNI. Lo que décadas atrás conocimos como "edictos policiales", y que ya habíamos dejado atrás al menos desde lo legal aunque la práctica nunca fuera abandonada por completo por las fuerzas de seguridad. Ese caso concreto, el llamado “caso Vera”, al igual que los contemplados en la flamante resolución de Bullrich, tuvo lugar en una estación de tren, por donde pasan los trabajadores y la población pobre en general. Allí van con su "olfato policial" a buscar potenciales delincuentes.

Por supuesto que los grandes delincuentes no viajan en tren.
El caso Vera llegó al Tribunal Superior de Justicia (TSJ) que dispuso que dicho accionar policial no era inconstitucional. La Defensoría Pública de CABA a cargo de Horacio Corti y Luis Duacastella interpuso recurso ante la Corte Suprema.

Myriam Bregman y Alejandrina Barry, representando al CeProDH acompañaron la presentación de la Defensoría. “Nos presentamos ante la Corte con el acompañamiento de varios organismos de derechos humanos en calidad de amicus curiae. El caso Vera sentó un presente muy grave, y hoy estamos viendo las consecuencias, que no son más que profundizar las medidas que limitan libertades básicas”, señaló Myriam Bregman, actual candidata a diputada por el FITUnidad.
Bregman señaló también que “la Corte en un gran desprecio por las libertades ambulatorias individuales, consideró que el caso no representaba agravio suficiente como para someterlo a tratamiento, y desestimó el recurso, convalidado los futuros abusos policiales que ahora impulsa Bullrich”.

Por su parte Alejandrina Barry declaró que “esto refuerzan las facultades represivas de los efectivos, ya que queda a discreción de cada agente a quien detener solo por ‘sospecha’ de que podría haber cometido un ilícito. Esto, como ya se sabe, recae siempre sobre los trabajadores y sectores populares, sobre todo de la juventud, que sufre la persecución policial sistemática por la sola razón de ser pobre”. Barry, candidata a legisladora porteña y referente del CeProDH, llamó a “repudiar esta medida, no puede implementarse un virtual estado policial en las estaciones de trenes.”

Con esta nueva resolución se le da una herramienta más a las fuerzas de seguridad para ampliar sus facultades represivas y reforzar el control social, en momentos donde la crisis que trajo el FMI (y que seguirá bajo el próximo gobierno) ya llevó la pobreza a más del 35 % de la población.

Por su parte Alejandrina Barry declaró que “esto refuerzan las facultades represivas de los efectivos, ya que queda a discreción de cada agente a quien detener solo por ‘sospecha’ de que podría haber cometido un ilícito. Esto, como ya se sabe, recae siempre sobre los trabajadores y sectores populares, sobre todo de la juventud, que sufre la persecución policial sistemática por la sola razón de ser pobre”. Barry, candidata a legisladora porteña y referente del CeProDH, llamó a “repudiar esta medida, no puede implementarse un virtual estado policial en las estaciones de trenes.”

Te recomendamos: A la Corte contra las detenciones arbitrarias







Temas relacionados

Guillermo Dietrich   /    Patricia Bullrich   /    Policía Federal   /    Prefectura   /    Gendarmería   /    Libertades Democráticas   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO