Mundo Obrero

BUROCRACIA SINDICAL

Andrés Rodríguez de UPCN, el sindicalista ideal para el ajuste posmacrista

El sindicalista millonario atornillado en su sillón desde hace décadas, fue uno de los favoritos de Macri y ahora se prepara para "defender" el salario en el futuro gobierno.

Juana Galarraga

@Juana_Galarraga

Sábado 9 de noviembre | 09:59

Si algo define a Andrés Rodríguez, secretario general de UPCN (Unión de Personal Civil de la Nación) es su vocación oficialista, sea cual sea el signo del espacio político al que le toque gobernar. Él siempre está. Oficialista en el menemismo, oficialista en el kirchnerismo y oficialista en el macrismo. Ahora se prepara para ser parte de los sindicalistas que garanticen la gobernabilidad de la futura gestión de Alberto Fernández, quien todavía ni siquiera asumió, pero ya se sacó una foto con la gorrita del sindicato.

Andrés Rodríguez es el modelo de sindicalista cómplice del ajuste macrista. Dejó pasar sin medidas de lucha todos y cada uno de los despidos en el Estado. Pero su actitud no fue "pasiva". En el hospital Posadas, por ejemplo, trabajadores contaron a este diario en 2016 que fueron representantes del sindicato los encargados de comunicar los despidos. Como si fueran la patronal. En marzo del año pasado, cuando trabajadores del INTI enfrentaban los despidos, se filtró un audio de una burócrata del sindicato en el que decía que llegarían "80 monos" para sacarlos a patadas de la sede del organismo. Así, interviniendo directamente en contra de trabajadores y trabajadoras, UPCN fue un engranaje indispensable para permitir que miles de estatales hayan perdido sus puestos de trabajo.

Este viernes, en la reunión en la sede de la CGT que el presidente electo compartió con diversos líderes sindicales, quedó claro que los burócratas peronistas tendrán un lugar destacado en el gobierno que se avecina. Lo dijo el mismo Alberto Fernández: la CGT será parte. Lo dijo Héctor Daer, uno de los líderes de la central: no seremos terceras personas, seremos parte del gobierno.

Te puede interesar: Andrés Rodríguez de UPCN, el sindicalista millonario que avala los despidos

El principal objetivo abiertamente declarado por el futuro presidente y por los mismos sindicalistas, es la concreción de un pacto de precios y salarios con los empresarios. Pero, ¿qué garantía pueden ser estos sindicalistas, en una mesa de negociación con empresarios y con el gobierno, de que no será el salario obrero el que pagará todos los costos de la crisis?

“Jorge Triaca es un compañero que tuvo una buena actitud con los sindicatos”, dijo el dirigente gremial sin ruborizarse en noviembre del año pasado. El ex ministro de Trabajo encabezó la purga en el Estado bajo el eufemismo de la "modernización" y fue artífice de la intervención de varios sindicatos durante su gestión. Rodríguez fue parte de la comitiva que lo acompañó en viajes a Europa, por ejemplo. Y no se privó de estar presente en las reuniones que la CGT tuvo con emisarios del Fondo Monetario Internacional.

Analicemos el caso del salario de trabajadores y trabajadoras estatales de UPCN durante la era macrista. Lo primero que hay que decir, es que el actual gobierno no terminó, pero Andrés Rodríguez ya tuvo un enorme gesto hacia el próximo: este lunes declaró que UPCN no exigirá una compensación salarial en diciembre. Es decir, no habrá bono navideño para el sector. “La situación está difícil”, dijo el Centauro, nombre con el que se lo conoce por su conocida actividad como criador de caballos de lujo.

Podés leer: El alcahuete del año: Andrés Rodríguez no pedirá bono para los estatales

Pero esto es solo una entregada más en una larga serie que no deja de profundizar la pérdida de poder adquisitivo del sector, año a año.

Octubre de 2019

La Junta Interna de ATE Indec estimó que el sector público sufrió una caída del poder adquisitivo del 31,2 % desde noviembre de 2015 a septiembre de este año. En el último año la baja del poder adquisitivo fue del 14,5 % para empleados públicos.

Más información: En la era Macri, los trabajadores estatales perdieron casi diez meses de salario

Mayo de 2019

La paritaria firmada por UPCN y el Gobierno estableció un aumento del 4 % en julio, 7 % en agosto, 7 % en septiembre, 5 % en enero y 5 % en febrero del 2020, con una inflación proyectada por entonces en más del 40%. Las "minicuotas Rodríguez". En relación a 2018, los salarios en promedio subieron un 34,6 % y la inflación interanual alcanzó a 51,3 %. Muy por atrás de los precios.

Podés leer más acá: Paritarias estatales: minicuotas Rodriguez, a la medida de Macri y el FMI

Noviembre de 2018

UPCN informaba un acuerdo con el Gobierno por un bono de $ 5.000, más dos incrementos de 5 % en los haberes de enero y febrero de 2019. La pérdida de ingresos reales en 2018 equivalía a esta altura, a un sueldo y un 20 % más. Los y las estatales ya habían perdido un cuarto de su poder adquisitivo respecto a 2015.

Leé también: El bono de UPCN no compensa ni un quinto de la pérdida de salario de los estatales en 2018

La paritaria firmada para 2018 había sido del 15 % en tres cuotas: 3 % en julio, 6 % en agosto y 6 % en septiembre. En plena corrida cambiaria y en medio del retorno al infierno del FMI, los y las estatales venían perdiendo por goleada. La pérdida adquisitiva se elevaba de 11 % a 16 % desde 2015 para esa fecha.

Febrero de 2018

“En el acumulado del periodo noviembre de 2015 y diciembre de 2017 un asalariado del Estado Nacional, encuadrado en el SINEP, ha perdido poder adquisitivo equivalente a dos sueldos y un medio aguinaldo”, estimaba la Junta Interna de ATE-INDEC. En dciembre de 2017 el salario real era un 11,3 % menor al de noviembre de 2015.

Leé también: Los trabajadores estatales perdieron dos sueldos y un medio aguinaldo desde 2015

La paritaria de 2017 incluyó una cláusula gatillo en caso que la inflación fuese superior al aumento otorgado. Efectivamente, la suba de precios fue mayor, pero el gatillo no disparó nada. Los salarios de enero de 2018 llegaron sin ningún incremento.

Mayo de 2017

La paritaria acordada fue del 20 % en tres tramos: 5 % en junio, 5 % en julio y 10 % en agosto. Además incluyó escandalosos ítems como el presentismo y la productividad, traiciones bien acordes al relato de Cambiemos y su “modernización del Estado”, que tildaba a los y las estatales de “ñoquis” y “grasa militante”. Con estas cláusulas, las ausencias por enfermedad, empezaban a ser castigadas con pérdida de poder adquisitivo y se reforzaban los controles en las dependencias con sistemas biométricos.

Mayo de 2016

La paritaria fue del 31 % de aumento en cuotas: 7 % en junio, 10 % julio, 14 % en agosto. El poder adquisitivo perdía contra una inflación que entre enero y abril acumulaba alrededor del 20 %. Varias consultoras calculaban que llegaría a un 45 % a fin de año. El salario quedaba atrasado unos 17 puntos porcentuales por detrás de la inflación. Teniendo en cuenta las cuotas y calculando un salario anual, el porcentaje a fin de año rondaría recién un 27,7 % de aumento real. El 31 % era una mentira.

Te puede interesar: UPCN firmó paritaria a la baja con trabajadores en la calle

El Gobierno avanzaba con despidos en varias dependencias estatales y había luchas en ministerios como el de Trabajo, Economía, Agroindustria. UPCN traicionaba todas las luchas.

Siempre coherente

Durante el kirchnerismo, UPCN permitió que avance la precarización y flexibilización laboral en el ámbito del Estado. Monotributistas, contratados y contratadas, reciben el trato de personal de segunda en las dependencias del Estado y por el mismo gremio, que no los considera parte. Sobre esta base el macrismo ejecutó los primeros despidos con el argumento de la no renovación de los contratos. Además de firmar paritarias a la baja, siempre entregando el salario de los y las estatales.

Andrés Rodríguez. Un tipo coherente: siempre oficialista, siempre cómplice de los gobiernos, siempre abiertamente traidor. Una joyita que ya se puso a entera disposición del ajuste posmacrista.







Temas relacionados

Índice de Salarios   /    Cambiemos   /    Andrés Rodriguez   /    Alberto Fernández   /    Bono de fin de año   /    Trabajadoras y trabajadores estatales   /    UPCN   /    Burocracia sindical   /    Salarios   /    Paritarias   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO