Cultura

Entrevista

Ana Mariani: "Nos cuesta imaginar o reconocer a una mujer torturando"

La reconocida periodista Ana Mariani presenta este viernes su libro "La Cuca", una investigación sobre Mirta Graciela Antón, una de las más feroces en la tortura que tuvo el Departamento de Informaciones de la Policía de Córdoba, conocido como "la D2".

Luis Bel

@Hachedebel

Martes 31 de julio | Edición del día

Ana Mariani es periodista, editora y escritora. Trabajó para las editoriales Seix Barral y Gustavo Gili —en Barcelona— y en los diarios Córdoba, Tiempo de Córdoba y La Voz del Interior. Ganó, entre otros, el primer premio de Adepa, en la categoría Bien Público (2002), por sus notas sobre el derecho a la identidad y las irregularidades en la entrega de niños en adopción. Es coautora de la publicación multimedia "El horror está enterrado en San Vicente", basada en sus investigaciones sobre las exhumaciones de desaparecidos en ese cementerio, elegida finalista en 2005 del premio de la Fundación Gabriel García Márquez para el Nuevo Periodismo Iberoamericano. Escribió "La vida por delante", donde narra la persecución de un grupo de alumnos del colegio Manuel Belgrano en los años 70 y, en coautoría, "La Perla. Historia y testimonios de un campo de concentración".

El próximo viernes presenta en la legislatura su libro "La Cuca",una investigación sobre Mirta Graciela Antón, la única mujer condenada a cadena perpetua por delitos de lesa humanidad, entre los que se encuentran privación ilegítima de la libertad, tormentos, homicidios, desapariciones forzadas y abusos deshonestos.

Policía, hija de policía, esposa de policía, hermana, madre y tía de policías, Antón, comenzó su participación en la represión de la última dictadura cívico-militar cuando tenía apenas veinte años y cumplía funciones en el siniestro Departamento de Informaciones de la Policía de Córdoba, más conocida como D2.

Durante el juicio denominado "Megacausa La Perla" destacaba por ser la única mujer. Rodeada de hombres, reía ante los testimonios de las víctimas y testigos, ocultaba su rostro o gesticulaba ante las cámaras que la buscaban.

Bueno, primero preguntarte cómo fue el proceso del libro, entrevistarse con un represor, y más aún, en este caso una represora.

Bueno, no fue fácil la decisión, yo he asistido prácticamente a casi todas las audiencias de la Megacausa La Perla, La Ribera y D2, y ahí fue cuando empecé a pensar en esta idea de poder hacer un libro sobre "La Cuca" Antón. Y te digo que no fue fácil porque en realidad no estoy segura de que fuera positivo entrevistar a los represores. Pero de después de charlar mucho con Camilo Ratti, que es el autor de "Cachorro" (N. del R.: biografía de Luciano Benjamín Menéndez), con Sergio Carreras, que es un periodista amigo; fui madurando la idea y creí que sí, que era oportuno.

Sobre todo lo que a mí me interesaba de Graciela Antón era su psicología, qué puede haber pasado por la mente de estas personas para que pudieran llegar a hacer lo que hicieron. Tratar de entender un poco qué nos pasó, o nos pasa, porque todavía nos sigue pasando, aún tenemos consecuencias de lo que pasó.

Entonces, verla entre los 40 represores de la mega causa La Perla, observarla, ver sus actitudes, me llevaron a tratar de entrevistarla. Primero ella no quiso y después accedió. Pero te digo que las entrevistas con ella fueron después de los casi 4 años de comenzada la mega causa. Desde ya te digo que fue el libro más costoso que escribí desde un punto de vista anímico, en realidad conllevó muchos dolores, porque evidentemente también están los testimonios de quienes fueron víctimas de sus torturas.

En medio del gran movimiento de mujeres que se ha puesto en pié en los últimos años, no solo en Argentina, sino a nivel mundial; y a vos misma, como mujer y periodista, qué sensación te dejaron esos encuentros con Antón, una mujer torturadora de mujeres.

Imaginate lo que me puede producir a mí que estoy a favor de la liberación de la mujer, que estoy a favor de la legalización del aborto y que estoy a favor de cualquier movimiento de mujeres que reclame por cualquiera de nuestros derechos, y que de pronto también te encontrás con este tipo de mujeres.

Pienso que siempre hemos creído que la tortura y el asesinato en los regímenes que hemos tenido de dictaduras en Latino América han sido cosa de hombres, pero también ha habido mujeres. Que si bien es un espacio mayormente masculino, también existen mujeres en ellos.

A lo mejor nos cuesta más creer que una mujer puede llegar a torturar a otras mujeres, pero esto es así.

Vos que venís investigando y escribiendo sobre el tema, ¿conocés el caso de otras mujeres, aunque no estén condenadas, pero sí que hayan participado?

Sí, pero ninguna como "La Cuca" Antón. Hay otra mujer en Santa Fe que tiene una condena de 24 años de prisión, en Chile existe el caso de una mujer de ascendencia alemana que ya murió, Ingrid Olderock. Hay un libro que cuenta su historia, se llama "La mujer de los perros", ella fue una criminal tremenda en el régimen de Pinochet y tuvo a su cargo mujeres a las que adiestraba para asesinar y matar.

Ahora, que tenga una condena a cadena perpetua por crímenes de lesa humanidad en toda América Latina, la única es Antón.

Existe una contraposición muy fuerte: por un lado estos casos que nombrás, y por el otro, la lucha por memoria, verdad y justicia la han encabezado las mujeres, como es el caso de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo.

Sí, en realidad es como la contracara, por eso nos cuesta tanto a lo mejor reconocer, o ver, o imaginar a una mujer torturando, y sobretodo, torturando a otras mujeres. En el caso de Antón también hubo hombres torturados por ella, pero fundamentalmente mujeres. En los testimonios que yo recojo en el libro, la mayoría son mujeres.

¿Sabés por qué Antón torturaba exclusivamente mujeres? ¿Tendrá que ver con estas disposiciones dentro de las fuerzas de que por ejemplo a una mujer sólo puede requisarla otra mujer?

Y, puede ser, probablemente nunca podamos llegar a saber las razones. Pero coincide con, por ejemplo, el caso de Olderock, en Chile, y coincide también con la policía guardiana de Santa Fe, María Eva Aebi, que también se "encargaba" de las mujeres.

Vos que has descrito y escrito sobre la dictadura, ya sea a través de tus investigaciones, o desde lo testimonial, ¿qué opinas de este nuevo anuncio de Macri de querer que nuevamente las Fuerzas Armadas intervengan en la seguridad interior?

Me parece tremendo, un retroceso a años atrás, me parece que es realmente inconcebible que se nos pueda pasar por la cabeza que puedan estar las Fuerzas Armadas otra vez como fuerzas represivas en las calles.

La verdad que estoy absolutamente absorta. Participé de la marcha del otro día en Córdoba en contra de esta nueva política del gobierno. Creo que estamos viviendo un momento sumamente delicado y que tan solo se piense en sacar a las Fuerzas Armadas a la calle, es simplemente terrible.







Temas relacionados

Córdoba   /    Megajuicio La Perla- Campo de La Rivera   /    Nunca Más   /    Libros   /    Córdoba   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO