Política Chile

CHILE VAMOS

Agenda de género de Piñera no garantiza derechos básicos

Propuestas bastante alejadas de las necesidades de las mujeres, conforman la agenda de género del próximo gobierno.

Viernes 9 de marzo

Este domingo 11 de marzo, Isabel Pla asumirá como encargada del Ministerio de la mujer y la equidad de género del gobierno de Piñera. A partir de esto, ya se vienen nombrando algunos puntos que tendrá la agenda de género para los próximos cuatro años.

¿Una machista en el Ministerio de la Mujer?

Desde ya, la futura Ministra comienza a anunciar lo que serán sus políticas que impulsaran desde el gobierno de la derecha, a través de una serie de 20 puntos que hasta el momento tienden a ser muy generales, y abordan en aspectos de salud, trabajo, pensiones, educación, la desigualdad de la mujer. Todo esto resulta muy contradictorio sabiendo las políticas que ha impulsado la derecha estos últimos 4 años del gobierno de la Nueva Mayoría, oponiéndose prácticamente a cualquier avance, por pequeño que sea, en términos de derecho.

Una salud precarizada para todos quienes no pueden pagar, trabajo inestable, sin ningún avance en materia de derechos laborales, a plazo fijo como nos mantuvo acostumbrado el pasado gobierno de Piñera, jubilaciones de miseria, sobre todo para las mujeres que en promedio a nivel nacional es de 100 mil pesos, y en términos de educación, precisamente han sido los grandes opositores, incluso a la beca gratuidad, teniendo incluso un ministro que pone se niega a que la educación se vea como un derecho, volviendo a ver la educación como un bien de consumo.
Las demandas de género como un puente a fortalecer la represión
Es por esta misma razón que frente al aborto se han mostrado totalmente en contra, dirigiendo la discusión a que se deben aumentar las penas de cárcel para los violadores, como única forma viable para enfrentar la violencia a la mujer.

Es bastante conocida la campaña que impulso la derecha a favor de la pena de muerte por el caso de Sophia, como si esta fuese la forma de ponerle fin a la violencia que vivimos día a día, producto de las miserias que nos deja este sistema, y que se ampara principalmente en la violencia estructural que en Chile se expresa en que los principales pilares de la dictadura, sigan prácticamente intactos. Esto abre paso para ir fortaleciendo el aparato represivo del estado, que frente a futuros procesos de convulsión social, les permita tener un mayor control a través de la represión.






Temas relacionados

Política Chile

Comentarios

DEJAR COMENTARIO