Mundo Obrero

NEUQUÉN

ATEN: la conducción impuso el acuerdo con el gobierno con manejos burocráticos

Por muy escaso margen, el jueves 17 de marzo se impuso en el plenario de Secretarios Generales de ATEN la moción por aceptar el aumento salarial ofrecido por el gobierno, en la tercera semana de medidas de fuerza. Los ajustados resultados fueron: 1692 votos por la aceptación y 1657 por el rechazo a la oferta.

Yazmín Muñoz Sad

Agrupación Negra en ATEN

Fernanda Vargas

Secretaría de nivel medio | ATEN Plottier

Viernes 18 de marzo de 2016 | Edición del día

La conducción kirchnerista del TEP (Trabajadores por una Educación Popular) impuso esta votación a base de distintas maniobras, como las que denuncia Alejandro Avilés, secretario general de ATEN Zapala e integrante del PTS-FIT en el siguiente video:

En las principales seccionales de la provincia, en las que a pesar de que también se realizaron maniobras, la presencia de la oposición impidió una falsificación abierta de los números.

Las agrupaciones Negra y Turquesa rechazamos la propuesta del gobierno por estar muy lejos del pliego de la huelga y dimos una pelea contra la conducción que desde el comienzo estuvo buscando la forma de garantizarle la paz social al gobierno y no las condiciones laborales y salariales de los trabajadores.

Fueron la persistencia de la lucha y la masividad de las asambleas las que le demostraron tanto al gobierno como a la conducción del sindicato, que el techo salarial de Gutiérrez y Guagliardo no iba a pasar y esto hizo retroceder al gobierno, que tuvo que "mejorar" varias veces la oferta, aunque no en lo sustancial sino achicando las cuotas y ofreciendo una sumas “en gris”. El gobierno no sólo fue consecuentemente antiobrero en su propuesta inicial de un aumento de 11%, sino que además sus legisladores se negaron a tratar el proyecto de ATEN de excluir la zona desfavorable del pago de la cuarta categoría.

La política de la conducción TEP fue consecuentemente pro gubernamental durante todo el conflicto, llegando incluso a levantar la marcha provincial convocada para el miércoles 16/03, y así poder hacer votar más rápido la oferta del gobierno, evitando de paso una demostración de fuerza que podía generar aún más ganas de continuar la lucha.

Este conflicto a su vez mostró cuál es la orientación de la CTA, que deliberadamente saboteó cualquier posibilidad de una lucha conjunta cuando los reclamos de estatales y docentes son los mismos. De este modo, la conducción de ATE, que dirige la CTA, le garantizaba la paz social a Gutiérrez, arreglando un acuerdo para los estatales claramente desfavorable en relación con el que conseguimos luchando las trabajadoras de la educación.

Dentro de la oposición se delinearon dos políticas: la corporativa, que busca luchar aisladamente, sin política hacia la comunidad y otros sectores de trabajadores y la clasista, que promueve la lucha activa, con organización desde las bases y solidaridad efectiva con otros sectores.

Párrafo aparte merece la Agrupación Fucsia, orientada por Izquierda Socialista, cuya referente es Angélica Lagunas, que fue quien propuso, en la asamblea de la semana pasada, la oferta que finalmente terminaría haciendo el gobierno: los $ 3600 por única vez y el adelantamiento a julio de las cuotas. Terminó votando levantar la huelga junto con la burocracia, repitiendo lo ocurrido en la huelga del 2010 y desoyendo lo que cientos de trabajadoras de base estaban dispuestas a hacer, continuar la pelea. Ahora que dirige la burocracia de Guagliardo y Aguirre, Lagunas volvió a su moderación habitual, a diferencia de su política “opositora” durante 2013 y 2014, cuando el sindicato lo conducía el FURA, (frente de la izquierda y sectores “independientes” del que no formó parte la Fucsia por no poder imponer a Lagunas como Secretaria General).







Temas relacionados

ATEN   /    Docentes   /    Neuquén   /    Educación   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO