Mundo Obrero

CASO PARIS

A un año del asesinato de Paris en manos de la policía de Lifschitz

Domingo 6 de mayo | 13:26

Tras un año de su asesinato, organizaciones de derechos humanos, partidos políticos, gremios, sindicatos, agrupaciones, centros de estudiantes y diversos movimientos marcharon ayer desde Tribunales Provinciales hacia la Ex Jefatura para clamar justicia por la bibliotecaria Paris, quien murió dentro de la Comisaria 10° de la ciudad de Rosario el día 03 de mayo del 2017.

Las causas reales de cómo Paris llegó a la comisaría, así como también el motivo de su asesinato aún se desconocen. Lo único que se sabe es que, tras una segunda autopsia exigida por la familia, se comprobó que murió asfixiada debido a actos de tortura.

La policía como institución, amparada por el gobierno socialista de Miguel Lifschitz, había incluso difamado la imagen de Paris, inventándole un perfil patológico para justificar el desenlace brutal ocurrido en la comisaria, como si sufrir de algún trastorno psiquiátrico le diera el derecho a los agentes policiales a actuar de forma violenta y macabra contra cualquier ser humano.

Te puede interesar: [FOTORREPORTAJE] ¿Quién fue María de los Ángeles Paris?

El acto arrancó con un documento que fue leído por compañeras de Amsafe Rosario y luego pasó a hablar Guillermo, hermano de Paris, quien agradeció inmensamente por la participación de los presentes. "Hasta ahora han intentado fraguar todo tipo de pruebas hasta llegar al colmo de que un médico matriculado científico hizo todo lo posible para que una autopsia sea totalmente utilizada para borrar pruebas para que haya impunidad", señaló el hermano.

Según la ley, los funcionarios deben actuar de forma imparcial, pero Guillermo asegura que "tanto el fiscal Luis Schiappa Pietra como la fiscal Karina Bartocci están tratando de investigar a favor de la policía", en vez de trabajar a favor de la verdad. Y luego añadió: "El mismo gobernador salió a decir delante de todos los medios que mi hermana no había sido víctima de violencia y que no había muerto por mal proceder policial. Esa es la gente que nos dirige y lo único que les importa es perpetuarse en el poder y hacer sus propios negocios".

Cuando finalizó su discurso, la muchedumbre en apoyo a la causa gritaba: "¡Lifschitz, Lifschitz! ¡Vos sos el responsable! ¡Venimos por justicia y castigo a los culpables!"

Después pasaron la palabra a María Eugenia Mistura, abogada de la Cátedra de Criminología de la Universidad Nacional de Rosario, quien aseveró que "el fenómeno de la violencia policial y penitenciaria en la provincia es un fenómeno sistemático. Si esto es grave, más grave aún es la negación estatal de los actos de tortura por parte de la policía y del servicio penitenciario. Esto fue lo que ocurrió en el caso de María de los Ángeles Paris a manos del Ministro de Seguridad Pullaro y del gobernador Lifschitz, quienes querían hacernos creer que había sido una muerte natural dentro de la comisaría. La muerte de Paris es una muerte en custodia precedida por una privación ilegal de su libertad, donde fue golpeada y abusada".

Por otra parte, el abogado de la familia, Federico Plagiero de la APDH, alegó: "Hoy contamos con pruebas contundentes para llevar a cabo las imputaciones y acusaciones. Vamos a denunciar tanto a fiscales como a los médicos que han fraguado la prueba. ¡En este mismo edificio donde torturaron, asesinaron y desaparecían a nuestros compañeros y compañeras le exigimos a Pullaro y al gobernador justicia por María de los Ángeles!

Ya Daniela Vergara, de la Secretaría de DDHH del gremio de Amsafe Rosario, ratificó que "en ese mismo día en que fue asesinada, había estado trabajando en ambos turnos, leyendo cuentos a decenas de niños en su lugar de trabajo". Es decir, contra las acusaciones de que Paris sufría trastornos psiquiátricos, familiares, compañeras y el gremio docente salieron a desmentir semejante barbaridad. Paris trabajó hasta sus últimos días en las escuelas Técnica II, Juan Arzeno, Gurruchaga y la N° 150.

Y en seguida acrecentó: "Mientras que a nosotras por algo mínimo nos hacen un sumario y nos presentamos de inmediato a dar respuesta ante cualquier situación, el gobierno de la provincia mantiene sueltos a los cinco policías implicados, trabajando en las calles y en las comisarías".

Por último, habló la hija de María de los Ángeles, Érica Salazar, quien demostró una gran entereza ante el público.

Reproducimos abajo algunas citas de Érica en el acto:

"Cuando se trata de estar frente a la cámara relatando los sucesos que ni yo ni mi familia hasta el día de hoy podemos procesar, cuando tenés que reunirte y organizarte con tu equipo para pensar e implementar medidas de lucha, cuando se trata de luchar contra todo este sistema burócrata, no hay tiempo para llorar."

"Si resistirse a este tipo de situaciones violentas, como las que sufrió mi madre, si resistirse al abuso policial implica estar desquiciada, entonces, por favor, medíquenme, porque no creo que nadie hubiera hecho otra cosa más que gritar y pedir auxilio."

"Hoy no quiero que me vean como querellante, quiero que me vean como hija. Sigo esperando que mi madre me levante por las mañanas, que me reciba en casa. Sigo esperando un abrazo suyo o cualquier tipo de cariño que venga de su parte. Pero, sobre todo, hasta el día de hoy extraño muchísimo el poder ayudarla con su trabajo. Ella siempre me pedía que le ayudase a preparar sus clases y nos quedábamos hasta la madrugada haciendo manualidades y dibujos para los chicos."

"No cualquiera tiene el compromiso que solía tener mi madre en su trabajo. Y ahora yo me pregunto: ¿Quién le explica a sus alumnos el por qué ahora su maestra no podrá más leerles un cuento? A mí me quitaron a mi madre, pero a mi madre le quitaron todo. Aniquilaron todos los proyectos que ella tenía por delante."

"No es casualidad que este sistema ampare a los culpables, no es casualidad con la impunidad que se manejan, no es casualidad que los violentados pasen a ser los violentos. ¡Nada es casualidad! No es casualidad que hayan perdido la ropa de mi mamá, que no hayan confiscado los celulares de los policías a tiempo. No es casualidad que la fiscal Bartocci esté preparando declaraciones ante la prensa a favor de la policía para que la causa derive en un archivamiento - como tantos otros casos que archivó - y no es casualidad que el gobernador haya dicho que no se ejerció violencia alguna sobre mi madre."

"Sé que hay gente que verdaderamente me apoya y no voy a descansar un sólo día hasta que aquellos que fueron responsables, partícipes y cómplices tengan su castigo merecido. ¡Basta de impunidad! ¡A María de los Ángeles la mató la policía!"

Estuvieron presentes: APDH Rosario, Cátedra de Criminología, la Multisectorial de Violencia Institucional Contra el Gatillo Fácil, Espacio Juicio y Castigo, Amsafe Rosario, Amsafe Provincial, Agrupación Marrón de docentes. Por el Frente de Izquierda: el Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS), con su dirigente Octavio Crivaro y la abogada Celina Tidoni miembro del CeProDH; el Partido Obrero (PO); y la Izquierda Socialista (IS), con su referente Sebastián Sancevich, abogado en la ADPH. Otros frentes y partidos políticos también participaron de la movilización: Ciudad Futura, Frente para la Victoria, Patria Grande y Nuevo Encuentro Rosario.

La marcha contó con una gran participación de estudiantes secundarios, terciarios y universitarios, tales como: Centro de Estudiantes Isabel Taboga, Centro de Estudiantes de la Escuela Gurruchaga, Centro de Estudiantes del Normal 3, Centro de Estudiantes del Politécnico, Nigeria Soria, Normal N° 1, Rivadavia, Nacional N° 1 y Normal N° 3, Centro de Estudiantes del Normal N° 1 y la Agrupación Independiente de Terciarios; Centro de Estudiantes de Ciencias Médicas, Centro de Estudiantes de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales, Centro de Estudiantes de Psicología, Alde, Agrupación Pampillón-El Grito, Centro de Estudiantes de Humanidades y Artes.

También fueron a la manifestación los movimientos Pan y Rosas y el Movimiento de Mujeres Evita Rosario.

Además de todos los participantes mencionados, también adhirieron al documento los concejales y concejalas Celeste Lepratti, Norma López, Roberto Sukerman y Trasante, el diputado Carlos del Frade, Opinión Socialista y Descamisados, ATE y la Asociación de Amas de Casas.








Temas relacionados

Violencia estatal   /    Miguel Lifschitz   /    Policía santafesina   /    Partido Socialista   /    Violencia policial   /    Violencia institucional   /    Docentes   /    Santa Fe   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO