Sociedad

ENTREVISTA

12 de octubre: "Un día de duelo y lucha por el territorio"

En el marco de las jornadas denominadas "Último día de libertad de los pueblos originarios de América" organizadas por las comunidades originarias del departamento Ledesma- Jujuy y estudiantes terciarios, La Izquierda Diario entrevistó a Carmen Corso, referente de la comunidad guaraní de Fraile Pintado.

Jueves 13 de octubre de 2016 | 12:08

La comunidad originaria guaraní Yasi Tatareta y los estudiantes del Instituto de Educación Superior Intercultural "Campinta Guazu Gloria Perez" organizó las jornadas culturales de protesta autodenominadas "Último día de libertad de los pueblos originarios de América", el pasado fin de semana en la localidad de Fraile Pintado.

Las jornadas del 9 y 10 de Octubre contaron con actividades como la realización de 3 murales por artistas plásticos de Libertador Gral. San Martín, Fraile Pintado, Calilegua, San Pedro y Palpalá, una exposición de obras de arte, utensilios, ropas, comidas y bebidas, un almuerzo para confraternizar y un acto de cierre, donde tomaron la palabra miembros de las comunidades guaraníes del ramal jujeño y estudiantes del IESI.

Para los organizadores el día 12 de Octubre no es una fecha de celebración, sino de resistencia tanto a los conquistadores europeos como a los terratenientes y empresarios, que actualmente continúan oprimiendo y explotando poblaciones enteras, expoliando los recursos de la tierra, contaminando a las comunidades, la flora y la fauna, y apropiándose del territorio de los nativos.

Sin ir más lejos, en el departamento de Ledesma, capitalistas como la familia Blaquier, propietarios de la empresa Ledesma S.A.A.I., cuentan con 170.000 hectáreas, o terratenientes como la familia Bracamonte, detentan 24.544 hectáreas. Estos sectores, latifundistas y del capital agro industrial, son los que concentran las tierras más fértiles del departamento y la provincia, mientras las comunidades originarias todavía no cuentan con el territorio tan reclamado desde hace décadas. Siendo que fueron estos pueblos, los tobas, wichis y mocovies, los que poblaron las tierras de las yungas y el chaco jujeño, antes que los conquistadores españoles, monjes jesuitas y franciscanos, hacendados, y luego la oligarquía y los industriales, impusieran su orden social a fuerza de la cruz, la espada, las bayonetas, los trabucos y sables.

Pero pese a la opresión reinante en estas tierras, antes dominadas por la corona española y sus colonos a través de reducciones, fuertes y haciendas, y actualmente explotada por terratenientes, arrendatarios y enclaves azucareros, todavía hay gritos de rebeldía y reivindicaciones sentidas en la región. De esta lucha incansable por el derecho al territorio de los pueblos originarios, nos habla Carmen Corso, mburuvicha guasu de la comunidad guaraní Yasi Tatareta de Fraile Pintado.


Carmen Corso
¿La exigencia del territorio los enfrenta a terratenientes y capitalistas?

CC: Para nosotros, lo que venimos haciendo es una fuerte lucha contra los terratenientes y la empresa Ledesma para verdaderamente recuperar nuestras tierras porque nosotros tierras no tenemos. Así que esa es nuestra gran lucha, por eso les decimos a los hermanos que esta lucha año a año crece. Sabemos que nuestra pelea es larga, pero tenemos que luchar para conseguir la devolución de nuestras tierras. Nuestra lucha es por la tierra y para que sea reconocida nuestra cultura, y dejar de ser burlados y avasallados como originarios. Porque los terratenientes hoy en el día te arriendan un pedazo de tierra al costo de 30 mil o 40 mil pesos, cuando las tierras son nuestras, por qué vamos a tener que pagar nosotros, si el territorio es nuestro, es de las comunidades originarias. Y la empresa, cuando los hermanos reclaman un lote para vivienda, los manda a reprimir y hasta los matan.

¿Qué valor tiene la educación y la cultura para las comunidades originarias?

CC: Para nosotros las tecnicaturas (Instituto de Educación Superior Intercultural Campinta Guazu Gloria Perez) son importantes, porque abrimos las puertas de nuestras comunidades a los jóvenes. Sabemos que es una ventaja para los chicos y para nosotros como comunidades que ellos sepan que significan las comunidades originarias y transmitan nuestra cultura, idioma y lucha. La cultura y estudio también para nosotros es muy importante, queremos que todos los alumnos de las tecnicaturas avancen en conocer el idioma guaraní y la cultura de nuestras comunidades. Porque nosotros, ya somos mayores, y nos queda solo transmitirles nuestros saberes y lengua, para que los jóvenes conozcan nuestra cultura y continúen esta lucha por el territorio para las comunidades originarias.

¿Qué significa el día 12 de octubre para el pueblo guaraní?

CC: Nosotros recuperamos el día 12 de Octubre para nosotros. Para mucha gente era el día de la raza, para nosotros como pueblos originarios es un día de duelo y lucha. Nosotros venimos de una fuerte lucha, pelea que dimos a través de nuestra campinta guazu Gloria Pérez, que es quien llevó a nivel internacional esta lucha por demostrar que nosotros, los pueblos originarios, si somos los verdaderos dueños de estas tierras.

¿La reivindicación de territorio para las comunidades originarias enfrenta también al poder político?

CC: La nuestra es una lucha muy dura, porque actualmente tenemos una diputada que es esposa de uno de los Bracamonte- familia terrateniente de Fraile Pintado-. El asunto es que ella ahora la tiene fácil, ya que como es ahora diputada, ahora va querer decir que paga los impuestos a la tierra, pero para nosotros no es así, porque las tierras son nuestras, y ellos, los terratenientes, se la apoderaron.

La lucha cada año va a ser más fuerte, porque con los gobiernos actuales que tenemos ni nación ni provincia van a devolvernos las tierras a los pueblos originarios. Porque ellos ya están con su creencia de que la tierra es suya, y a lo sumo están dispuestos a darles a los suyos, pero nunca van a reconocer que nosotros existimos, para ellos vamos a existir los originarios solo a la hora de darle el voto. Pero mientras nosotros estemos unidos y demostremos que estamos de pie, que existimos como comunidades originarias, entonces va a ser distinto y favorable a nuestra lucha. Aquí nosotros tenemos 65 comunidades aborígenes, con y sin personería jurídica, duele y es triste cuando nos dividimos, pero cuando llega la hora nos juntamos todos a pelear por el derecho al territorio que nos ha sido usurpado.








Temas relacionados

12 de octubre   /    Pueblos originarios   /    Jujuy   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO